Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 6 septiembre 2010

Reflexionaba el domingo en la playa sobre las razones por las que el verano de 2008 se hubiera convertido para mí en un uno de los mejores de los últimos años. Y, sin embargo, lo pasé entero en Sevilla, recién mudada a calle Relator. No fui a ningún sitio de vacaciones, más allá de la Alameda, y no hice nada especial, salvo descansar, amueblar una casa nueva y compartir las noches con mis amigos en las terrazas del Centro. Lo especial, lo singular y lo que significó para mi tanto fueron las circunstancias y las emociones derivadas de aquella mudanza.
Simplemente me propuse en esos momentos que el pasado no me encadenara y así vivir muy especialmente ese presente. Y así lo hice: la primera vez que tenía una casa comprada por mi y para mi y mi hija; la recuperación del contacto con mis amigos; los buenos libros a la hora de la siesta;  la relajación que supuso descansar del ajetreo cuidando a mis padres el invierno anterior; la sensación de que empezaba para mi una nueva época y de que sólo de mi dependía cómo transcurriera y el entretenimiento y el placer de amueblar y decorar una casar paralelamente a cómo lo hacía con mi vida. Todo junto supuso para mi una gran y poderosa experiencia que en definitiva me ayudó y me compensó de todos los amargos momentos vividos durante los años anteriores. Efectivamente, ¡no hay mal que por bien no venga!

Anuncios

Read Full Post »